Los retos de la interculturalidad en el puesto de trabajo

 

Trabajar en una empresa con un entorno multicultural es algo tremendamente enriquecedor pero a la vez es un gran reto. Y no sólo por las dificultades que entraña el no hablar el mismo idioma, sino también por los diferentes estilos de comunicar, las diferentes maneras de pensar y actuar ante las situaciones que se nos presentan diariamente, así como de resolver los conflictos o expresar críticas. Todo ello puede llevar a pequeños malentendidos que si no se clarifican a tiempo pueden degenerar en malas relaciones y un clima laboral no deseado.

 

Asumir, conocer y comprender estas diferencias nos ayuda a mejorar la comunicación y deshacer esos pequeños malentendidos que pueden llevar a que aparezcan sentimientos negativos sobre nuestros compañeros y nuestro entorno de trabajo. Interpretar correctamente las situaciones que se dan en el puesto de trabajo es vital para la buena marcha de la relación laboral.

 

Estas diferencias pueden venir dadas por diferentes factores: el estilo comunicativo, los estereotipos y prejuicios existentes sobre las diferentes nacionalidades, la comunicación no verbal, la percepción sobre la diferencia de género, la valoración del tiempo, la separación entre el ámbito laboral y personal, la relación con los puestos de poder, etc.

 

Tomemos como ejemplo la cultura alemana y su percepción sobre las relaciones laboral/personal. En Alemania estas dos dimensiones están claramente separadas, eso no significa que no puedas llegar a establecer una amistad fuera del entorno laboral con uno de tus compañeros y realizar actividades juntos fuera del horario laboral. Pero durante el horario de trabajo no se espera que se traten temas personales, ni se establezcan conversaciones que no tengan que ver con el trabajo. Esto nos puede resultar extraño a los españoles que estamos más acostumbrados a desarrollar relaciones personales también dentro del entorno de trabajo y a invertir parte de nuestro tiempo de trabajo en conversar sobre temas privados ya que eso nos da la sensación de mayor proximidad con los compañeros y mejor ambiente de trabajo.

 

Por eso a los alemanes les puede resultar chocante que en el trabajo les preguntes por lo que han hecho durante el fin de semana o te intereses por su familia o sus hobbies. Eso puede crearles la sensación de que no nos involucramos en el puesto de trabajo o de que intentamos evitar nuestras obligaciones, reforzando el estereotipo negativo de que los españoles no somos trabajadores eficientes.

 

Por otra parte el que nuestros compañeros alemanes hagan lo contrario, es decir que durante todo el tiempo que pasamos juntos trabajando no se preocupen ni una sola vez por nuestra vida personal puede reforzar en un trabajador español el estereotipo de que los alemanes son fríos, distantes y no les gusta relacionarse con extranjeros.

 

Como ves una pequeña diferencia cultural y de percepción acerca del comportamiento que se considera "adecuado" en el puesto de trabajo puede llevar a un malentendido y a desarrollar sentimientos negativos acerca de nuestros compañeros de trabajo. Y es importante comprender y dejar de lado estos malos sentimientos si queremos que nuestro trabajo y relación con los compañeros sea positiva. Recuerda que tu puesto de trabajo es el lugar donde pasas más horas al día.

 

 

En Conekta Training ofrecemos seminarios y Team Events orientados a mejorar la comunicación y comprensión intercultural dentro del puesto de trabajo. Contáctanos sin compromiso para conocer todos los detalles de nuestra oferta formativa.

0 comentarios